Jet Lag

Ayer una mujer del gimnasio comentó que ella necesitaba dos semanas para amoldarse al cambio de hora… y yo siempre que oigo estas cosas me pregunto, ¿Qué harán cuando se crucen 7 husos horarios?

Yo solo he tenido jet lag cuando fui a Japón, estuve un par de días como si tuviera resaca, pero fuera de eso nada. Nada. Tengo un truco (tan absurdo como poco científico) y es no pensar nunca qué hora es en el lugar de origen. Si llego y tengo que comer aunque para mi cuerpo sean las tres de la mañana, como y sigo. No estoy pensando todo el rato, “es que para mí son las 5 y claro…”

Como esto es bastante absurdo aunque a mi me funcione, hay unas recomendaciones que se suelen hacer:

Si se viaja al este se recomienda los días previos al viaje levantarse antes y acostarse antes, siendo al revés si se viaja el oeste, que hay que dormir hasta más tarde y acostarse más tarde también.

Reconozco que no lo he probado, ¿Y vosotros? ¿Os afecta el jet lag? ¿Y el cambio horario?

Me voy mañana de vacaciones y os dejaré deberes, avisados quedáis

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Miscelánea, Tips y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Jet Lag

  1. En cuanto al sueño no lo noto excesivamente (las diferencias grandes de horario sólo las he sufrido hacia el oeste) porque llego tan agotada de tanto avión que me duermo y me pongo al día rápido.
    Lo noto mucho en las comidas, sobre todo los primeros días: desayuno muy fuerte porque tengo hambre de comer en plan sentarse y comer como a mediodía, a la hora de comer algo muy ligero, casi como si merendase, y ceno muy temprano y no excesivamente.

  2. Lady Madonna dijo:

    A mí me afecta más hacia el oeste, no sé por qué… cuando he ido a Japón (único viaje “hacia el este” :P) he llegado muy cansada por el viaje tan largo, la primera vez llegamos por la mañana y me costó horrores llegar “viva” hasta la noche (la segunda vez llegamos por la tarde y nos metimos en un Shinkansen hasta Hiroshima así que al llegar al hotel era hora de ir a dormir, perfecto), pero al día siguiente estaba bien. En cambio hacia el oeste siempre estoy un par de días “tonta”.

    Yo normalmente no noto el cambio horario, pero este domingo en casa flipamos un poco, cenamos antes de las 20h y nos fuimos a dormir a las 21h 😛

  3. ainho dijo:

    Yo sólo me fui dos veces tan lejos como para cambiar el horario y que me afectase, y tengo que decir que no. porque había que dormir en el avión para que el cuerpo estuviese fresco al llegar y eso fue lo que hice. me andaban despertando los que iban conmigo para comer y estirar las piernas, como si fuese un bebé. a la vuelta, lo mismo.

    vamos, que viajar conmigo 15 horas es un dolor, porque soy capaz de echarlas durmiendo!!!

    BUEN VIAJE!!!!!

  4. ostebi dijo:

    Yo no he viajado al este como para notar el cambio horario, pero supongo que la vuelta desde el oeste viene a ser lo mismo. En cualquier caso, yo inconscientemente hago las dos cosas que comentáis: dormir durante el viaje y no pensar en el cambio de hora. Nunca he notado el jet lag más allá de dormir poco la primera noche (lógico después de todo el viaje sobando).

  5. varyamo dijo:

    Los horarios de los vuelos también ayudan mucho.
    En viaje a China dormimos en el avión y cuando llegamos allí eran las 9 de la mañana, así que no tuve ningún problema. Y a la vuelta tampoco, supongo que porque llegamos tarde y fue llegar y casi que irme a la cama 🙂

  6. Adriii dijo:

    A mí me pasa como a tí, que no pienso en qué hora es en el lugar de origen y nunca he tenido jet-lag hasta ahora. Hombre, puedes notar el cuerpo cansado el primer día, pero lo achaco más al hecho de que viajar cansa y que los primeros días siempre son los más agotadores que al jet lag.

    Mi truco personal, sobretodo a la vuelta, es empezar con la rutina cuanto antes. Desde el m inuto 1 que llegas al sitio. Cuando me volví de estar 6 meses en USA, justo llegué en mal momento cuando todo el mundo estaba de exámenes aquí, yo no tenía curro, ningún tipo de horario de nada… Y claro, me dejé llevar totalmente por el Jet Lag. El primer día, en lugar de aguantar hasta la hora de dormir, hice lo que el cuerpo me pedía.. y a partir de ahí estuve casi 2 semanas con el horario cambiado porque nada me obligaba a llevar un horario más adecuado xD

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s