Cómo organizarse con el dinero estando de vacaciones

No voy a descubir a nadie la rueda con esta entrada, pero si os puede ayudar en algo con cómo organizar el dinero estando de vacaciones, bienvenido sea.

ANTES DEL VIAJE

La primera cosa que hay que tener en cuenta y que más vale asumir cuanto antes es que vamos a palmar dinero hagamos lo que hagamos siempre que haya un cambio de moneda involucrado.

Como sabéis, en muchos países se puede pagar con dólares o euros además de la moneda local. A menos que sólo vayáis para unas horas y vayáis a hacer un gasto mínimo yo siempre recomiendo pagar en moneda local, el cambio nunca es beneficioso.

Yo suelo llevar unos 100 euros en algún sitio de la mochila para alguna emergencia y si tengo dólares en ese momento porque me han sobrado de algún viaje también me los llevo. Nunca llevo moneda local cambiada desde aquí, primero, porque no me gusta viajar con mucho dinero, y segundo, porque no lo veo necesario.

Llevo también dos monederos, uno para la moneda del país en la que esté en ese momento y otro para todas las demás.

Hasta ahora llevaba dos tarjetas, una de crédito, que además no me penaliza por compras en moneda no euro y una de débito que si lo hace, para emergencias. Después de lo que me pasó en Bariloche llevo otra más.

DSC_0032

DURANTE EL VIAJE

Cuando llego al aeropuerto saco dinero del cajero. Aquí debéis de tener en cuenta las comisiones que  os cobre vuestro banco o los distintos cajeros. Y como suelen dar billetes de demasiado valor suelo comprar una botella de agua o algo así para tener cambio para transporte o lo que necesite.

Si puedo evitarlo, nunca uso las casas de cambio, hay gente que le encanta buscar el mejor cambio y goza con ello, yo no soy una de ellas.

Siempre que es posible pago con tarjeta (la que no me cobra comisión, claro)

Cuando está llegando el final del viaje intento gastar todo el suelto, ya sabéis que si tenéis que cambiar dinero te cambian billetes pero no monedas.

Siempre dejo la mochila en los albergues o en las taquillas, si hay, o cerrada con candado.

Y tampoco hago nada especial de seguridad más, llevo el dinero en el monedero en la bolsa o mochila que lleve, ya hace muchos años que no uso cinturones de esos de debajo de la ropa para el dinero ni nada.

Pensad que si por ejemplo decidís cambiar euros a dólares y luego esos dólares a la moneda que sea, habéis pagado comisiones dos veces. Mejor cambiar sólo una vez o sacar dinero directamente del cajero.

Resumiendo: paga en moneda local, evita todos los cambios que puedas y lleva algunos euros por si hace falta.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Miscelánea. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.